Sindicador de canales de noticias

NOTICIAS --- El Tren Medieval redescubre Sigüenza con una oferta turística, gastronómica y cultural

Unos cuantos trenes -



El Tren Medieval regresa en otoño a Sigüenza (Guadalajara) con una oferta turística, gastronómica y cultural completa. Los billetes para el primer viaje, con salida de Madrid Chamartín y parada en Guadalajara el día 21 de septiembre, ya están a la venta. El tren turístico de Renfe, en colaboración con este Ayuntamiento, volverá a circular los sábados del 21 de septiembre al 9 de noviembre. 

Malabaristas, zancudos, músicos y trovadores invitan cada año a viajar al pasado en el Tren Medieval, que se ha consolidado como una atractiva oferta de ocio para conocer Sigüenza. Arte, historia, teatro, gastronomía y artesanía se dan cita en este evocador viaje, que este año coincide con el 850 aniversario de la Consagración de la Catedral.

Cada sábado, una comitiva de personajes recibirá a los viajeros en la estación de Madrid Chamartín para dar la bienvenida al Tren Medieval, con salida a las 10.00 horas. A las 10.39 realiza parada en Guadalajara, donde podrán subirse el resto de viajeros. Ya en Sigüenza (11.30 horas), el viaje se completa con una visita guiada por los lugares más emblemáticos de la localidad.

Sorteos y descuentos

Además, los viajeros tendrán tiempo libre para recorrer la ciudad y disfrutar de los establecimientos de restauración seguntinos, algunos de ellos con descuentos para los viajeros del Tren Medieval. Todos los viajeros participarán en varios sorteos.

Los billetes ya pueden adquirirse. La venta e información se puede realizar a través de los canales habituales de Renfe (renfe.com, taquillas con venta anticipada, en el 912 320 320) así como en agencias de viajes.

La temporada de primavera cerró con más de un 85% de ocupación, el mejor dato desde 2015. El tren turístico circuló antes de verano los sábados 11, 18 y 25 de mayo y 1 y 8 de junio de 2019, regresa en otoño con más viajes.

Fuente: Renfe

CURIOSIDADES --- Horror en el Orient Express

Unos cuantos trenes -



La otra gran campaña famosa de 'La llamada de Cthulhu', publicada por primera vez en 1991, y que Edanna Real pone como ejemplo de que «existen campañas que solo por su propuesta tienen el poder de atraer y encantar a jugadores que no tengan nada que ver con el juego»; en su caso concreto, indica, la ha jugado con multitud de personas que, sin conocer el juego, se metían de cabeza por la oportunidad de «vivir una aventura de acción y misterio en uno de los trenes más emblemáticos del mundo».

En este caso, lo que lleva a los personajes a subirse en el mítico ferrocarril que une París con Constantinopla es la petición de un amigo de que vayan en busca del Simulacro de Sedefkar, una estatuilla de gran valor cuyas piezas están desperdigadas por toda Europa; al hacerlo, se involucrarán sin darse cuenta en las maquinaciones de una siniestra secta que busca la estatuilla por los poderes que puede conceder, y deberán esquivar sus intrigas, enfrentarse a criaturas sobrenaturales y tratar con los excéntricos propietarios de las partes del Simulacro en una campaña que, pese a ir (literalmente) sobre raíles, ofrece bastante más libertad de acción de la que aparenta a primera vista. 

Al igual que 'Las máscaras...', 'Horror en el Orient Express' ha conocido numerosas reediciones; la última de ellas incluye aventuras opcionales para intercalar entre las que vertebran la trama, una serie de escenarios extra ambientados en otros períodos temporales (incluyendo un epílogo ambientado en la actualidad), y material de sobra en forma de PNJs a encontrar dentro y fuera del tren, handouts e información sobre el Orient Express y su recorrido. Si a los jugadores no les importa algo de linealidad, ni temen una letalidad entre sus investigadores comparable a la de 'Las máscaras...', es una de las mejores historias que pueden jugar para 'La llamada de Cthulhu'.

Fuente: Xataka

El Tren de la Fresa retoma el sábado su actividad

Treneando -

Este sábado inicia la temporada de otoño el histórico Tren de la Fresa que recorrerá todos los fines de semana hasta el 26 de octubre el trayecto entre Madrid hasta Aranjuez, villa Paisaje Cultural Patrimonio de la Humanidad de la Unesco. El convoy saldrá a la vía los días 21, 22, 28, 29 de septiembre y las jornadas del 5, 6, 12, 13, 19, 20, 26 de octubre. El viaje se inicia a las 10 horas en el Museo del Ferrocarril de Madrid, ubicado en la centenaria estación de Delicias. A la vuelta, sale de Aranjuez a las 18.36 horas y llega a su destino inicial hacia las 19.30 horas.

El tren está formado por una composición de dos coches ‘Costa‘, un coche de departamentos de la serie 5000, de los primeros que construyó Renfe metálicos en los años cuarenta, y dos furgones de la década de 1960, un J-2 y un DV. Los ‘Costa’, de caja de madera, fueron construidos en la década de 1920 y reciben esta denominación porque en origen fueron destinados al servicio de cercanías de la compañía MZA (Madrid-Zaragoza-Alicante) en el litoral catalán.

Para la visita a Aranjuez se puede elegir entre estas tres rutas turísticas: Fresas con nata (Chiquitrén y visita al Jardín del Parterre y de la Isla), Fresas del Tajo (recorrido en barco y visita a los exteriores del Palacio Real y los jardines) o Fresas Reales (visita al Palacio Real, Museo de Falúas y Jardín del Príncipe).

El Tren de la Fresa rememora la puesta en marcha del primer ferrocarril de Madrid que unió la capital con el Real Sitio de Aranjuez. Ese primer tramo de apenas 50 kilómetros era en realidad un planteamiento estratégico que nacía “buscando el mar” y que se pudo consolidar gracias al tesón y a la osadía de su promotor, el marqués de Salamanca. Hubo varios proyectos antes de realizarse el definitivo y en todos se eligió Aranjuez como final de la línea porque en aquella época la Corte pasaba grandes temporadas allí y era cita de la aristocracia y de las gentes relacionadas con Palacio.

Antes del camino de hierro Madrid-Aranjuez, el desplazamiento duraba alrededor de seis o siete horas, con una única diligencia al día de no más de veinte viajeros. Después hubo tres trenes diarios con capacidad de hasta 690 personas, con una duración de hora y media aproximadamente.

En 2015, la Organización de Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco) dio un paso más en la protección y reconocimiento de la ciudad de Aranjuez al declararla como “lugar de excepcional valor universal”. Cinco años antes, en la Exposición Universal de Shanghái 2010, el Tren de la Fresa fue elegido para estar presente en el stand de ICOM (Consejo Internacional de Museos), donde se mostraba la realidad de los museos en los cinco continentes, como ejemplo de contribución de una actividad museística a la revitalización y el dinamismo económico a través de un producto de turismo cultural.

Páginas

Suscribirse a iGuadix agregador